Fonat retrasa pago de indemnizaciones a afectados

Oficina del Fonat en San Salvador
Oficina del Fonat en San Salvador

Rossy Tejada- Juan José Morales

6/6/2013 11:00:00 AM

El Fondo para la Atención a Víctimas de Accidentes de Tránsito (Fonat) aún no comienza a pagar el monto de las indemnizaciones a las personas lesionadas por percances viales, pese a que el cobro a los automovilistas en las oficinas de Sertracen inició el pasado 2 de mayo.

El pago de este dinero estaba previsto para iniciar el 1 de junio pasado; sin embargo, las autoridades del Fonat indican que posiblemente se comenzará a hacer efectivo hasta la próxima semana. Esto supone un retraso para los afectados, puesto que además de esperar los 15 días legales para cobrar la indemnización, ahora deben esperar más tiempo.

El director del Fonat, Álvaro Huezo, dijo que pese a que Sertracen cobra los montos estipulados en cada renovación de tarjeta de circulación, Hacienda no ha terminado de procesar la totalidad de estos fondos, por lo que la institución aún no cuenta con este capital para pagar las indemnizaciones.

Según datos oficiales, el Fonat acumula hasta la fecha unos 250 trámites de usuarios pendientes de pago. Al momento de su creación, el Fonat recibió $600,000 de capital semilla, dijo Huezo.

Debido a esta carencia, Fonat tampoco ha podido pagar los salarios a los empleados que brindan atención en la oficina habilitada para los trámites, según se pudo constatar mediante una visita realizada a estas instalaciones.

Los primeras personas que se han acercado días atrás a esta oficina, ubicada en la colonia San Francisco, San Salvador, se han encontrado con un proceso que describen como "lento" y hasta engorroso. En el reglamento de la ley se estipula que los afectados pueden cobrar el Fonat al presentar solo el Documento Único de Identidad (DUI), el NIT, una constancia de Salud o del Seguro Social que determine el tipo de lesión sufrida. Además, en el caso de los fallecimientos, se pide certificación de partida de defunción de la víctima y de partidas de nacimiento. También declaración jurada en la que se manifieste que no existe otro beneficiario con mejor derecho a reclamar las prestaciones.

No obstante, algunas personas que llegaron para hacer estos trámites dijeron no conocer muy bien el proceso, y se quejaron de que, contrario a lo que creían, les pidieron más requisitos y constancias.

Uno de los usuarios que esperaba en las instalaciones comentó que le había tocado viajar tres veces desde un cantón en Chalchuapa, en Santa Ana, en nombre de su hija cuyo esposo murió en un accidente de tránsito. En cada ocasión, regresó con nuevos requisitos que cumplir. En otros casos, los usuarios alegan que les piden documentos autenticados por abogados y otra serie de trámites que encuentran difícil de completar debido a sus lesiones y secuelas a consecuencia de accidentes.

Las indemnizaciones por accidentes viales no sobrepasan los $2,000. Además, los familiares de las víctimas que fallezcan en las mismas circunstancias podrían recibir una suma de hasta $3,000, más $500 por gastos funerarios.

El Gobierno tiene previsto recaudar $41 millones al año producto de este cobro. Pero de ese monto, solo el 30% será destinado para indemnizar a víctimas de accidentes viales. Otro 35% será asignado al sistema de salud pública y un 25% para chatarrización.

El reglamento obliga a los dueños de vehículos sedán cancelar $35, los pick up $60, los que tienen microbús del transporte público $125, y para buses $150. Los propietarios de taxi pagan $65, los de microbús particular $100, cabezal $65 y motocicleta $45.

Una ley y un cobro rodeados de controversia

Comentario






Derechos reservados 2014 © elsalvador.com